Y si además le puedes sacar una ganancia, ¿Por qué no hacerlo?

He oído muchas veces que hay que disfrutar lo que se tiene porque cuando llegue la hora de irnos de este mundo no podremos llevarnos nada. Disfrutar es una de las cosas que no todo el mundo sabe hacer, aunque le parezca insólito esa es la realidad, por eso existen asesores de viaje, asesores inmobiliarios, arquitectos, chefs, masajistas y tantas otras áreas de servicios que proveen a las personas la información necesaria para que sepan como poder usar mejor su dinero para tener más bienestar.

¿Por qué conformarte siempre con lo mismo?

¿Por qué si puedes visitar un destino nuevo, excitante y muy bueno para ti siempre vas al mismo lugar? Probablemente porque no tienes ni idea de lo que te espera, la información es poder, solo que a veces ni siquiera te preocupas en buscarla. Ya sea porque estás muy concentrado con tu trabajo haciendo dinero o porque tu vida es tan metódica que no hay oportunidad para hacer nada más de lo que ya haces.

¿Para qué sirve el dinero?

masaje

El dinero sirve para atraer a mucha gente hacia a él, y todos estarán detrás de ti si tienes suficiente, incluso si tienes poco habrá quienes quieran sacar provecho de eso, para cada cantidad de él hay un tipo de persona buscando cómo aprovecharse de él. Entonces, ¿No es lo más sensato que quien más lo aproveche sea quien lo tenga? Con frecuencia las personas creen que hay lujos que no se pueden dar porque están lejos de su alcance y probablemente tenga más que ver con desconocimiento, más que con capacidad. ¿Sabes cómo se siente recibir un masaje? ¿Cómo puedes saberlo si nunca te han dado uno? ¿Sabes que puedes tener uno por 15 euros?

Ese es un pequeño ejemplo de las cosas tan simples y tan exquisitas que te puedes estar perdiendo y tal vez necesitando enormemente. Tal vez un vez que lo pruebes, luego de apreciar sus resultados termines haciéndolo parte de tu rutina. Así son las cosas, nadie sabe lo que tiene hasta que lo pierde y nadie sabe de lo que se pierde hasta que lo prueba.

Sueños que se hacen realidad.

playa

¿Por qué no? Tal vez puedas vivir un sueño, hacerlo realidad teniendo tu propia casa de playa, en España hay muchos lugares que son asequibles. Un crédito hipotecario puede ayudarte a conseguir disfrutar la vida como te la mereces, no es algo solo para millonarios, además puede ser un muy buen negocio, porque cuando no la uses puedes acudir a una agencia inmobiliaria que la alquile. El que no lo hayas considerado no significa que no sea una buena idea.

La oferta es limitada y eso significa que su tasa de revalorización es mayor, sobre todo si el lugar es un destino turístico con potencial, comprar en un destino ya consolidado te dejaría menos posibilidades de tener una ganancia sustancial al momento de venderla, porque como sabes, lo que hoy nos encanta probablemente en un par de años ya no; pero en esos dos años la propiedad puede revalorizarse tanto que no solo te habrá dejado momentos de disfrute inolvidables, sino que además te dejará también un buen beneficio económico.